Las tejas de ASA PVC forman parte de una nueva generación de tejas para techos, que integra las más novedosas tecnologías en ingeniería de materiales. Su principal constituyente, el PVC junto a la resina sintética ASA (Acrílico-nitrilo, Estireno y Acrilato), le confieren sobresaliente resistencia y excepcional durabilidad.

Gracias a esta composición química de dos capa de PVC y una capa externa de resina ASA, se evitan los efectos corrosivos y la proliferación de hongos causados por agentes externos. Sumado a eso, la resina sintética ASA también brinda una mayor resistencia hacia los rayos UV aumentando su vida útil y haciendo que los colores se mantengan brillantes y no se cristalicen por mucho tiempo. Además por ser de PVC, unos de los mejores material aislantes del mundo ya usado en el sector de la construcción en tuberías y ventanas, las tejas de ASA-PVC brindan un gran aislamiento termo-acústico muy superior al del metal o fibrocemento.

Una vez que las tejas de ASA PVC han sido instaladas, no demandan gastos adicionales de mantenimiento. La durabilidad del material hace que durante su ciclo de vida útil no requiera ningún tipo de mantenimiento, debido a que la resina inteligente ASA es de excelente resistencia a la corrosión química lo cual le brinda al producto durabilidad y calidad del color a lo largo del tiempo. Muchas de las opciones para cubrir techos que se encuentran en el mercado como el Zinc o tejas metálicas, demandan labores de mantenimiento a los pocos meses o años de ser instalada, por el contrario las láminas de ASA-PVC aseguran entre sus beneficios cero gasto en mantenimiento.

Las empresas que se suman a esta nueva alternativa disfrutan desde el corto plazo los beneficios de usar las tejas de ASA-PVC que a su vez se traduce en una mayor rentabilidad, los cuales se extienden al mediano y largo plazo. Con las bondades de las tejas de ASA-PVC se obtienen importantes ahorros, gracias a su durabilidad de 30 años y por estar diseñadas para estar expuestas al sol, su mantenimiento se reduce a cero. También gracias a su significativo aislamiento térmico, las tejas de ASA-PVC generan importantes ahorros en gastos ya que al mantener un ambiente fresco y comfortable, se reduce el uso de aires acondicionados o ventiladores A la vez, en los sectores industriales como la ganadería o avicultura al contar con un espacio más fresco, se reduce de forma considerable el estrés calórico que afecta a los animales, y lo cual permite mejorar la eficiencia de la producción. Además de lo anterior, las tejas de ASA-PVC no son afectadas por el ambiente corrosivo causado por los químicos que genera el excremento o gases del animal.

Para comprar las tejas de ASA-PVC en América Latina ingresa aquí.